Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Familiares de los mineros de Amagá esperan con resignación

Turnándose para no dejar solo en ningún momento el sitio de la tragedia y con atención psicológica las 24 horas, permanecen los familiares de los 12 mineros que continúan atrapados en la mina La Cancha, inundada desde el pasado jueves, por cerca de 32 mil metros cúbicos de agua

Aunque fue duro enterarse de la noticia y aceptar que solo un milagro podría salvarlos, Walter Restrepo, hermano de Johan, uno de los 12 mineros, dijo que lo importante ahora es que les entreguen los cuerpos para enterrarlos como se merecen.

Rosmira Estrada vive una doble tragedia, pues sus dos hijos, Luis Arturo Y Carlos Enrique Muriel, no alcanzaron a salir de la mina cuando la bolsa de agua estalló.

Quien le agradece a Dios por el milagro de no haberla dejado sola es Fanny Usma, esposa de Carlos Gaviria, un minero que en cuestión de segundos se salvó de la tragedia.

En esta zona, a la que cada día llegan más curiosos, permanece el personal de la Cruz Roja, quienes son el puente entre los socorristas y las familias, para llevarles la información sobre la operación de rescate y ofrecer los servicios de atención psicológica permanente.

Y muy cerca de la bocamina, sin importar las condiciones climáticas y el agotamiento, permanecen también los familiares, quienes con resignación esperan que sus seres queridos sean rescatados pronto.