Imagen tomada de @FicoGutierrez

El alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, explicó en RCN Radio que fue mejor darle a las contratistas de la Alcaldía que se tomaron una foto con Jhon Jairo Velázquez, alias 'Popeye', un recorrido por la memoria de lo que sucedió con estos personajes en la época dura del narcotráfico, que dejarlas sin trabajo. Según el mandatario local, durante el recorrido que hicieron en el Museo Casa de la Memoria, "las contratistas me pedían excusas, tanto a mí como a la ciudad y a las víctimas, por eso decidimos hacer el recorrido y decirles a ellas, ustedes toman su propia decisión y es lo que debemos hacer, memoria de lo sucedido".

Alcalde de Medellín reprendió a contratistas que se fotografiaron con alias Popeye

Además, Gutiérrez señaló que es importante que la gente pueda conocer lo que realmente pasó durante la época de los grandes carteles de la droga, como el de Pablo Escobar en Medellín. "Siento que si no contamos la verdad otros terminan por contárnosla y siento que eso es lo que ha venido pasando". Así mismo, el mandatario de Medellín manifestó que el narcotráfico es una herencia maldita que es necesario empezar a superar, teniendo el contexto de lo que pasó. "A ellas les mostrábamos algunos relatos, y les decíamos, por ejemplo: quién es Guillermo Cano, el asesinado director de El Espectador, y el general de la Policía Valdemar Franklin Quintero, para que los niños sueñen con ser ellos y no con ser delincuentes", sostuvo Gutiérrez. El Alcalde también recalcó en que se necesario que se dé una sanción social y que tanto los ciudadanos, como los turistas, sepan lo que realmente sucedió en el tema del narcotráfico y poner a las víctimas en el primer lugar.