La Fiscalía General de la Nación anunció que firmó un preacuerdo con varios civiles y uniformados de la Policía de Bogotá, procesados por microtráfico en el sector San Bernardo en el centro de la capital. El proceso se realizó con 17 civiles detenidos en el marco de esas investigaciones y 15 agentes de la Policía de Bogotá, señalados de participar en hechos ilegales y aceptar las conductas delictivas hechas por la Fiscalía. Dicho preacuerdo se firma por los delitos de concierto para delinquir y porte ilegal de armas de fuego, lo cual convierte a los detenidos en testigos de la Fiscalía y colaboradores de la justicia para la investigación. El beneficio judicial cobija a 32 personas vinculadas al proceso, sin embargo, el preacuerdo deberá ser presentado ante un juez de la República para su posterior aprobación, e incluso en caso de presentar irregularidades podría ser negado.