Tras la petición de la Fiscalía General, un juez emitió las primeras órdenes de captura contra los comandantes de la guerrilla del ELN por su responsabilidad en los asesinatos de líderes sociales en el departamento del Chocó. Los cabecillas del Frente de Guerra Occidental y el Frente Guerrillero Resistencia Cimarrón estarían detrás del asesinato del gobernador indígena de la comunidad Docasina, Aulio Isarama Ballesteros, ocurrido el 24 de octubre de este año, en el municipio de Alto Baudó (Chocó). La Fiscalía estableció que la retención y posterior asesinato del líder indígena correspondió a una decisión jerárquica y planeada en la organización guerrillera. La investigación estableció que en el Darién y el Bajo Atrato Chocó se ha registrado una alta presencia del ELN tras desmovilización de las Farc, convirtiéndose en un nuevo factor de violencia y de conflicto armado. Las personas afectadas con la medida son: • Ogli Ángel Padilla Romero, alias 'Fabián', 'Rosemberg' o 'Sandino', comandante del Frente de Guerra Occidental del ELN. • Emilcen Oviedo Sierra, alias 'Martha', 'La Abuela' o 'María', segunda comandante del Frente de Guerra Occidental del ELN. • Levis Dairon Polo Regino, alias 'Ricardo' o 'Cholo', comandante del Frente Guerrillero Resistencia Cimarrón. Las órdenes de captura fueron emitidas por los delitos de rebelión, secuestro extorsivo y homicidio agravado. De la misma manera, la Fiscalía solicitó audiencia de imputación contra los tres comandantes del Frente de Guerra Occidental del ELN por secuestro extorsivo y 87 casos de reclutamiento ilícito. Igualmente, se solicitó audiencia de declaratoria de persona ausente contra ocho autores materiales vinculados al Frente Ernesto ‘Che’ Guevara del ELN, por el secuestro extorsivo de seis personas en San José del Palmar, (Chocó), registrados en 2017.