Gobernador de Córdoba, Edwin Besaile. Foto/archivo

El Gobernador de Córdoba, Edwin Besaile Fayad, en un comunicado informó que una vez sea notificado de la causa penal que se adelanta en su contra, estará presto a acudir al llamado de la autoridad judicial competente para demostrar que su actuar como servidor público ha sido ajustado en derecho.

Aseguró que no tiene injerencia alguna con el saqueo a los recursos del sistema del sector salud en el departamento de Córdoba, específicamente en el Cartel de la Hemofilia.

El mandatario dijo que confía en la justicia colombiana frente a la que explicará la inexistencia de conducta punible alguna de su parte.

La Fiscalía General le imputará cargos por su presunta participación y responsabilidad en el denominado escándalo de corrupción conocido como el ‘cartel de la hemofilia’.

El mandatario departamental deberá responder por los delitos de peculado por apropiación y concierto para delinquir.