Cargando contenido

Carrillo insistió en que el Gobierno ya hizo la propuesta desde el punto de vista económico y social más importante para la historia del Catatumbo, la cual indicó que impactará positivamente en el bienestar de los campesinos.

Dijo que "la oferta está puesta sobre la mesa con una inversión cercana a los 80 mil millones de pesos en diferentes frentes de acción".

Sin embargo, señaló que para continuar en la mesa de diálogo es necesario levantar los bloqueos en la zona.

"Reiteramos la voluntad de diálogo del Gobierno, pero no podemos seguir sentados en la mesa como rehenes de unos bloqueos que están generando además todo ese malestar que ya sabemos se ha presentado y que está afectando severamente la vida y las condiciones de supervivencia de una cantidad de personas en la región del Catatumbo", afirmó Carrillo.

Frente al pronunciamiento de la ONU sobre el exceso de la fuerza pública en las protestas, sostuvo: "Entendemos y respetamos los pronunciamientos de las Naciones Unidas, pero no creemos que sea la entidad competente para proferir un juicio de valor o un dictamen respecto a las investigaciones judiciales en Colombia".

Propuesta a los campesinos

En búsqueda de una solución a la crisis en el Catatumbo, el Gobierno presentó a consideración de los voceros designados por los campesinos de esa región del país una propuesta con programas de financiación de tierras, vivienda rural, empleos e infraestructura.

El primer punto establece una financiación entre 2013 y 2014, un Programa Regional de Inversión para el Catatumbo (PRIC) para impactar positiva y decididamente las condiciones de vida de los campesinos y habitantes del Catatumbo, adicional a lo contemplado en el Documento Conpes.

Dentro de este punto el Ministerio de Agricultura, de acuerdo con los requisitos establecidos por la ley, orientará un plan de titulación de baldíos en una estrategia por barrido, y la compra y distribución de tierras para las familias campesinas más pobres de la región del Catatumbo.

Igualmente el gobierno nacional a través de diferentes agencias financiará y promoverá el desarrollo de proyectos productivos rurales en seguridad alimentaria, promoción de la asociatividad, alianzas productivas, entre otros.

Así mismo, se financiará no menos de mil viviendas para igual número de familias campesinas, buscando mejorar las condiciones de habitabilidad y de vida de la población de la región. Adicionalmente se busca la creación de 1.100 empleos temporales con contratos laborales, inicialmente por un período de 4 meses.

El ministro consejero para el Diálogo Social, Luis Eduardo Garzón, dijo en RCN La Radio que la protesta campesina es la más compleja de la historia reciente.

Indicó que es necesario negociar por la vía del diálogo porque en el Catatumbo hay un polvorín, teniendo en cuenta que hay diversos sectores comprometidos con la protesta como los palmicultores.

Agregó que el foco del conflicto es la declaratoria de Reserva Campesina que están exigiendo los manifestantes. Dijo que las exigencias tienen que ver con "la declaratoria de una Zona de Reserva y la suspensión de la erradicación manual".

El pronunciamiento del consejero para el tema social se conoció luego que la segunda jornada de la mesa de interlocución que buscaba levantar el paro campesino terminara en un intercambio de acusaciones entre las partes.