Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Investigan muerte de 4 niños en acciones violentas en el país

Las autoridades adelantan las investigaciones para esclarecer las muertes de cuatro niños en extrañas circunstancias en Cúcuta, Bucaramanga y Medellín.

En el primer caso, una niña de tan solo seis años de edad, quien había desaparecido de su casa en el barrio Nuevo en Cúcuta, apareció muerta este lunes dentro de la vivienda con signos de abuso sexual.

El coronel Carlos Rodríguez, comandante de la Policía Metropolitana de Cúcuta, dijo a RCN La Radio que lo extraño es que la noche anterior se realizó un operativo en el interior de la vivienda de la familia Ortega Albarracín, donde no se halló a la menor por ningún lado y este lunes apareció en su propia casa sin signos vitales.

La niña fue hallada a las 5 de la mañana por su padre, quien dio aviso a las autoridades.

Las autoridades tratan de establecer las circunstancias que rodearon la muerte de la niña.

Entre tanto, en Medellín reportaron la muerte de una niña de 4 años de edad. Según las versiones iniciales, la menor habría sido envenenada por su madre. Según se indicó, después de dar muerte a la menor, la mujer habría intentado suicidarse, pero al parecer fue encontrada antes de que lograra su cometido.

El hecho se registró en el occidente de Medellín, en el barrio Robledo Las Margaritas. Allí, Adriana Monsalve, propietaria de la vivienda donde residían la mujer y su hija, dijo que cuando llegó al lugar encontró a la menor muerta y a la madre ahorcándose con un pañal de la niña.

El Cuerpo Técnico de Investigación de la Fiscalía y la Policía asumieron la investigación de la muerte de la menor, pues hasta el momento se desconocen las causas que habrían motivado a la mujer que trabajaba como empleada doméstica a asesinar a su hija y posteriormente intentar quitarse la vida.

El tercer caso se registró en el barrio Aranjuez, en el nororiente de Medellín, donde un niño de 6 años murió producto de los golpes que le habría propinado su madre.

Así lo indicó el coronel Fabio Rodríguez, comandante operativo de la Policía Metropolitana, quien lamentó los dos casos y llamó a los padres a buscar ayuda psicológica para afrontar los problemas sin llegar a la violencia contra los menores.

En Bucaramanga, en hechos que son materia de investigación por parte de las autoridades, murió un menor de 8 años . Sus primos serían los primeros sospechosos del crimen.

Al parecer, un enfrentamiento entre integrantes de la misma familia dio como resultado la muerte del pequeño. La madre iba camino a su casa con sus 2 hijos, cuando 3 de sus sobrinos por venganza la recibieron a bala.

Según información aportada por la misma familia, hace 8 días la señora pidió colaboración de la Policía en una disputa con sus sobrinos. Ellos en venganza manifestaron que le iban a cobrar con "lo que ella más quisiera".

Cuando la Policía atendió el llamado de la comunidad, encontraron 18 casquillos de bala en el lugar, de los cuales tres impactaron al pequeño, quien fue trasladado de inmediato al Hospital Local del Norte, sin embargo, ya había fallecido en brazos de su progenitora, quién cuenta desesperada que su bebe le había dicho que "no pasaran por allí porque era muy peligroso".

En medio de su dolor, la mujer alertó a las autoridades para que capturaran a los responsables del brutal asesinato. Los jóvenes se dieron a la fuga y se espera la orden judicial para dar inicio al operativo, puntualizó el Coronel William Boyacá Comandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga.