Cargando contenido

Instituto Colombiano de Bienestar Familiar/Foto RCN Radio Medellin



Por determinación del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, fue cerrado provincialmente el edificio de los juzgados de menores de Bogotá debido a problemas de agua y energía en la edificación.

Al respecto, la Juez Coordinadora del Centro de servicios de los juzgados, Esther Díaz, señaló que "desde el pasado 10 de diciembre en horas de la madrugada, se presentó un inconveniente con el servicio de energía de la edificación y que afecta el 90% de los tres pisos del edificio, además la moto bomba que distribuye el agua en la unidad no funciona por falta de energía, lo cual generó un problema sanitario en el lugar. Esa es la razón del cierre por parte de Bienestar Familiar" señaló.

La preocupación manifestada por la funcionaria judicial, radica en que aproximadamente unas 500 personas laboran en el edificio entre quienes se encuentran los funcionarios de la rama judicial, la Fiscalía y los empleados de oficios varios.

Además, en medida de internamiento preventivo se encuentran un aproximado de 120 menores detenidos y quienes fueron capturados en flagrancia delinquiendo, por lo cual piden una pronta respuesta del ICBF con una solución definitiva al problema.