Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

 Este Viernes la Gobernación de Boyacá Recibiría de manos de la concesión la Industria de Licores del Departamento
Archivo RCN Radio

El gremio que agrupa a la industria del entretenimiento nocturno (Asobares) se mostró preocupado tras el anuncio que hizo la Alcaldía de Bogotá de imponer ley seca en toda la capital del país para la celebración de Fin de Año.

El presidente del gremio, Camilo Ospina, reiteró que estas restricciones contribuirán al consumo ilegal de licor, por lo que hizo un llamado al Distrito a reconsiderar la medida.

Reiteramos nuestra posición frente a estas restricciones que solo benefician y potencian mercados clandestinos, sin rentar nada al sector privado, ni mucho menos a las arcas del Estado”, dijo Ospina.

Le puede interesar: Es un reto celebrar el Carnaval de Negros y Blancos en pandemia: director del evento

El dirigente gremial añadió que “cerrar la posibilidad de que un establecimiento formal pueda vender licor, solo conlleva a que los ciudadanos se surtan en la informalidad”.

Asobares rechazó el toque de queda anunciado en el departamento de Boyacá este 31 de diciembre, tras indicar que esa medida no soluciona la propagación de la covid -19, ya que está comprobado a través de varios estudios que los espacios privados son el principal foco de contagio.

El gremio hizo un llamado para que “las reuniones familiares se llevan en calma, ya que precisamente es al interior de los hogares donde se da el mayor conflicto entre familia”.

Ese gremio precisó que en lo corrido del año han sido cerrados "cerca de 20 mil establecimientos que no renovaron su matrícula mercantil a corte el 31 de julio y que están posiblemente ya liquidados como tal".

Cabe mencionar que un reciente estudio sobre el mercado de bebidas alcohólicas ilegales realizado por Euromonitor, reveló que en los últimos ocho años el consumo de este tipo de bebidas creció un 27% en Colombia, teniendo en cuenta que una de cada cinco botellas de licor que se consumen en el país es ilegal.

Lea también: Las pruebas que sacaron a un militar del Ejército por 'chuzar' el proceso de paz

El estudio también alertó que en época de pandemia se podría disparar el consumo de  licor por cuenta de la pérdida de poder adquisitivo de los hogares, ya que este se consigue más económico en otros lugares.

El  análisis también concluyó que los consumidores que toman bebidas alcohólicas pueden migrar a opciones ilegales, "impulsados por las restricciones a la compra de licor con imposición de leyes secas, presentando así un riesgo para la salud”.

Fuente

Sistema Integrado de Información.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.