Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Comienzan operativos de cierre en varios mataderos de ganado en el país

Foto: Colprensa


En dos ciudades del país las autoridades sanitarias han dado inicio a operativos de sanción y cierre en varios mataderos ilegales de ganado.

En la ciudad de Bucaramanga, vestigios de cuero y patas de equinos fueron hallados por técnicos de seguimiento y control de la Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga (CDMB), en un matadero ilegal que funcionaba en el corregimiento de Bocas, en el municipio de Girón.

En coordinación con la Policía, la Alcaldía de Girón y la Fiscalía, se realizó la visita al sitio en donde se encontraba un equino que estaría listo para ser sacrificado.

La subdirectora de Seguimiento y Control de la CDMB, Andrea Melissa Serrano, denunció que desde el matadero eran arrojados los vertimientos de esta actividad ilícita en el Río de Oro.

"Lo que estamos haciendo es reforzar los controles y los operativos hacia este sitio para garantizar que ahí no se siga llevando a cabo esta labor y también estamos individualizando a la persona responsable de este daño ambiental", afirmó Serrano.

Con base en lo encontrado en el sitio, se evaluará la situación para proceder a abrir el correspondiente proceso sancionatorio. No es la primera vez que este matadero es sellado, pero en el proceso nunca se han podido suministrar las pruebas suficientes para ser sancionado.

En el departamento del Cauca, el frigorífico Quilichao también ha sido sancionado de forma momentánea, aunque solo concierne las actividades de sacrificio de ganado, las cuales dejarán de prestarse desde este lunes 20 de junio y durante una semana. El gerente de la planta, José Cristancho, señaló en RCN Radio que no se trata de un cierre permanente.

"Lo que puedo decir es que el frigorífico tiene unos compromisos con el Invima y hay que cumplir al siete de agosto, que es el plazo máximo para cumplir con el del Plan Gradual de Cumplimiento (PGC), entonces nos vemos en la necesidad de parar ocho días el sacrificio en la planta, con el fin de hacer una evaluación, y poder hacer unos ajustes para el tema de la contratación que es un tema público", explicó Cristancho.

El gerente además aclaró que se trata de una acción de evaluación y ajuste que forma parte del proceso para adecuar la planta ante el decreto 1500 de 2007. "em>Estamos sobre el tiempo de cumplir y no es cierre de la planta, es un cierre de ocho días", precisó Cristancho.

En el departamento de Antioquia, unas 50 plantas de sacrificio bovino y porcino tendrían que cerrar definitivamente el próximo 8 de agosto, cuando entra en vigencia el Decreto del Invima, que aumenta los estándares de calidad en los mataderos del país.

El secretario de Agricultura del departamento, Jaime Alberto Garzón, advirtió que aumentarían los mataderos clandestinos, lo que traería problemas de salubridad en la carne que consumen los antioqueños.

"Se puede disparar el sacrificio clandestino y se estarían sacrificando en potreros o lugares que no son aptos. Como no se controla, podría haber robo de animales y sacrificio y venta al público", aseguró el funcionario.

Según el Secretario de Agricultura, en varias ocasiones se le ha solicitado al Gobierno Nacional que dé un año de plazo para que se puedan adecuar las plantas de sacrificio de Antioquia, sin que se tengan que cerrar.