El Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario- Inpec- confirmó el deceso de un preso que desde hace más de nueve años se encontraba recluido en el pabellón 15 de mínima seguridad de la cárcel La Picota. El interno, quien estaba próximo a quedar en libertad, fue identificado como Abelardo Sánchez Benítez de 45 años, quien murió luego de recibir una herida con arma blanca a la altura del corazón. Luego del presunto enfrentamiento con otro interno, Sánchez Benítez fue trasladado hasta el Hospital El Tunal, lugar en el que murió a la 1.30 pm del pasado 12 de octubre. Tras las investigaciones y requisas en el pabellón, otro de los internos identificado como Carlos Celedón, también fue hallado con heridas a la altura de la espalda que no revistieron mayor gravedad. El Inpec avanza en las investigaciones del caso para establecer los móviles del crimen que estarían relacionados con problemas de convivencia.