Cargando contenido

La iniciativa, que es de la senadora Maritza Martínez, busca hacer respetar los derechos que tienen los ciudadanos colombianos de pensar diferente a los demás.

“Muchísimos jóvenes en Colombia tienen convicciones diferentes a la de la mayoría y no se sienten capaces de prestar el servicio militar obligatorio”, señaló la congresista.

Dijo que la norma también respaldaría el derecho a la objeción de conciencia en los temas de salud y educación.

“Esto no quiere decir que dejen de prestar las obligaciones que tienen con el Estado, con su patria, quiere decir que deben hacerlo de una manera diferente, acorde con sus convicciones”, agregó.

Martínez reiteró que el Estado debe hacer respetar el derecho de los colombianos de no prestar obligatoriamente el servicio militar, cuando sus convicciones e ideas personales se lo impidan.