http://media.rcn.com.co/audios/rcnradio/CarlosValdes.mp3 El director del Instituto Nacional de Medicina Legal, Carlos Valdés, aseguró que la intolerancia está identificada como el principal origen de la violencia que arroja cifras alarmantes en el país. El funcionario señaló que la violencia intrafamiliar sigue siendo la segunda causa de denuncia en Colombia con un notable incremento en el último año, con un total de 50.707 casos, donde el 40% de las víctimas fueron mujeres entre los 30 y 80 años de edad. Explicó que según el informe Forensis 2016 -que recoge las cifras de Medicina Legal sobre criminalística- la mayoría de estos casos se registran por violencia entre parejas y su principal agresor en un 90% son los hombres. "Un factor común en todas las formas de violencia (...) definitivamente es la intolerancia, sin la menor consideración hacia el otro, sin el menor respeto hacia la vida o la integridad de las demás personas, es decir, tanto en la violencia interpersonal, en riñas, como en violencia intrafamiliar, en lesiones personales y lesiones a niños y niñas, la intolerancia esta en el primer lugar ", dijo Valdés. Asimismo, sostuvo que otro de los principales factores de violencia contra la mujer sigue siendo el de los celos por parte de sus parejas o exparejas. Suicidios en menores De igual forma, sostuvo que es muy preocupante el aumento de suicidios en menores de edad, que sólo en el último año arrojó cuatro casos de niños que no superaban los 9 años de edad. Medicina Legal descartó que estos casos estuvieran relacionados con algún tipo de enfermedad mental y por el contrario están ligados al grado de violencia intrafamiliar que está viviendo Colombia. Según Valdés, el 8.6 % de los casos de suicidio en el país registrados el año pasado se presentaron en menores entre los 5 y los 15 años, siendo la modalidad de ahorcamiento la más utilizada. Accidentes de tránsito También indicó que las cifras de muertes por accidentes de tránsito están en aumento desde hace siete años y no hay signos de descenso, donde las principales víctimas fatales son en un 57% los motociclistas y en un 20% los peatones. "La mayoría de las víctimas se producen en las áreas urbanas, no en vías rurales (...) No sabemos utilizar el espacio púbico en donde también se da el 70 % de las muertes por riñas, lo que hace muy importante una política de salud pública", indicó. Agregó que aunque los homicidios, con un total de 10.518 casos, reportaron una disminución en un 0.5% durante el 2016 comparado con el 2015, lamentablemente, otras modalidades de violencia sí presentaron un notable aumento.