Cargando contenido

Calificaron su situación como crítica y caótica.

daminificados
RCN Radio

El Gobernador del departamento del Vichada, Luis Carlos Álvarez, hizo un llamado al Gobierno Nacional para que no abandonen a su región en medio de la crisis que enfrentan desde hace varias semanas, por cuenta de las fuertes lluvias.

El mandatario pidió a las demás autoridades que “no nos dejen solos”, tras resaltar que viven un panorama “dramático” y que no cuentan con los recursos suficientes para atender a las miles de familias damnificadas.

“Más del 70 por ciento del departamento más extenso de Colombia está inundado, 16 de los 28 barrios de Puerto Carreño están afectados por las fuertes lluvias, hemos recibidos ayudas, pero no han sido suficientes”, denunció el Gobernador.

El mandatario principal del departamento del Vichada también hizo duros cuestionamientos a la Presidencia, tras resaltar que sólo la Defensoría y Gestión del Riesgo han hecho presencia en su territorio, sin que se vean reflejadas las ayudas.

“Estamos haciendo un gran esfuerzo para atender a los damnificados, pero somos consientes de que se necesita más y por eso pedimos que nos ayuden desde el orden nacional, son miles de personas las que han perdido casi todo”, dijo Álvarez.

De acuerdo con las autoridades del Vichada, las lluvias de las últimas semanas han dejado más de 1.200 familias afectadas (4.040 personas), incluyendo resguardos indígenas. De igual forma señalaron que se mantienen las alertas sobre el río Orinoco, que ya supera los 16 metros de cauce. 

Entre las autoridades crece la preocupación porque en la Orinoquía no deja de llover y departamentos como el Meta, Vichada y Guainía siguen bajo calamidad pública y con alertas rojas por parte del IDEAM, sobre los ríos Guainía, Inírida, Guaviare, Atabapo y Orinoco.
 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido