Cargando contenido

Los congresistas le pidieron al gobierno su intervención en ocho puntos de esta carretera, una de las más importantes.

VÍA BOGOTÁ-VILLAVICENCIO
En la zona se han presentado derrumbes debido a las fuertes lluvias.
Cortesía

No cesa la preocupación por las dificultades que se presentan en la vía que conecta a Bogotá con Villavicencio (Meta). Hoy la bancada de congresistas de los Llanos Orientales le reclamó al Gobierno su directa intervención en varios puntos donde hay serias dificultades. 

La gobernadora del Meta, Marcela Amaya, exhortó al presidente Iván Duque a declarar la calamidad pública, la aplicación de la urgencia manifiesta o la declaratoria del estado de emergencia económica, social y ambiental para poder contar con alrededor de $400.000 millones para recuperar la vía.  

“Estas medidas nos permitirían poder agilizar –teniendo una vez los recursos– las inversiones que requerimos, que estos recursos que entrega el Gobierno, su contratación se pueda hacer a través de la declaratoria de las emergencias de una forma más ágil y que la atención sea inmediata que es lo que hoy pedimos los llaneros”, sostuvo. 

Le puede interesar: 300 jóvenes fueron sorprendidos en riñas en medio de una 'chiquiteca' en Piedecuesta

La senadora Martiza Martínez y la gobernadora del Meta, Marcela Amaya
La senadora Martiza Martínez y la gobernadora del Meta, Marcela Amaya
Cortesía

Sobre el tema, la senadora Maritza Martínez dijo que es necesario que el presidente Iván Duque intervenga ante estas dificultades que se están dando.  

“Necesitamos reunirnos con el presidente porque es fundamental poder explicarle directamente esta problemática y las posibles soluciones que nosotros queremos proponer”, manifestó. 

Dijo que, aunque desde el Ministerio de Transporte han estado muy pendientes de la crisis que se afronta, es fundamental que sea el propio Duque quien esté al frente de la situación

Lea también: Sigue la controversia por costo de la aspersión aérea con glifosato

La senadora advirtió que se deben iniciar ya mismo el trámite presupuestal con vigencias actual y futura toda vez que se requieren $400.000 millones para que la Nación ejecute en ocho puntos críticos de la vía Bogotá-Villavicencio. “De no hacer este proceso corremos el riesgo que se nos venga encima la montaña”, recalcó al alertar sobre la creciente preocupación. 

La congresista de La U dijo que pese a que se ha hablado de $120.000 millones para tres puntos críticos, es necesario intervenir en ocho sitios más que están en crisis en esta vía. 

La bancada de los Llanos exigió una investigación y un proceso sancionatorio contra el concesionario Coviandes. “Cómo es posible que apenas 25 años después nos exprese que no es de su competencia y no está los asuntos contractuales”, sostuvo Maritza Martínez. 

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido