Sofía Jiménez ya pasó su primera noche en la cárcel de Villavicencio. Esto tras acatamiento por parte del Juzgado Tercero Especializado de Villavicencio de un fallo de la Corte Suprema de Justicia que ordenaba la reclusión de esta mujer condenada en primera instancia a 39 años de cárcel. A las tres de la tarde de ayer la señora Sofía Jiménez de Parrado, condenada en primera instancia por el Juzgado Tercero Penal Especializado del Circuito de Villavicencio a 39 años de prisión por los asesinatos de Óscar Parrado y Óscar Stiven Parrado, dueño y heredero respectivamente de Autorrollings, entró acompañada por miembros del INPEC a la Cárcel de Villavicencio. Esto a consecuencia del acatamiento por parte del mencionado juzgado de un fallo de la Corte Suprema de Justicia que ordenaba la reclusión de ella. Recordemos que la alta corte, tras meditar en un fallo de tutela interpuesta por Henny Yazmín Larrota, una de las víctimas en este caso, y en una ponencia del magistrado Luis Guillermo Salazar Otero, fijó un plazo de 48 horas al Juzgado Tercero Penal Especializado del Circuito de Villavicencio para que envíe a la señora Jiménez a un centro de reclusión correspondiente. Fuentes en el alto tribunal y cercanas al proceso añadieron que la decisión se dio el viernes de la semana pasada, luego la decisión debería ejecutarse hoy. En la decisión los magistrados consideraron que el juzgado mencionado "violó el derecho al debido proceso de la víctima" al no haber ordenado el traslado de Jiménez a la cárcel una vez profirió la sentencia en enero de 2012. En cuanto a la defensa de la señora Jiménez, ésta puede acudir al recurso de apelación ante la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia.