En la capital del Meta, Villavicencio, los pacientes de la EPS Medimás se encadenaron por falta de atención y medicamentos para sus enfermedades. Los pacientes desesperados se encadenaron frente a instalaciones de Medimás en el barrio Siete de Agosto de Villavicencio, porque no reciben atención ni medicamentos para sus enfermos  dijo Sofía Carrillo una de las mamás afectadas con la crisis que enfrenta la nueva empresa de salud. Dijo que especialmente los niños en condición de discapacidad no están recibiendo drogas, citas, terapias, exámenes,  elementos y demás suministros para atender sus padecimientos. Advirtió que se van a mantener encadenados en las puertas de Atención al Cliente hasta que les den una solución real a sus necesidades.