La Policía capturó ocho hombres por los delitos de concierto para delinquir y extorsión; entre ellos, el cabecilla armado y urbano del ‘Clan del Golfo’en la región del Ariari y siete integrantes de la red criminal de ‘Los Puntilleros’ en la región de la Altillanura, quienes a través de extorsiones y homicidios selectivos, venían constriñendo a la población metense, especialmente a los gremios ganadero, finquero y comerciantes. Estos resultados son con el fin del bloque Libertadores del Vichada. ‘Seguimos tras las huellas de ‘Tigre’, el principal cabecilla’dijo el comandante de la Policía del Meta el coronel Nicolás Alejandro Zapata. Durante 10 meses, unidades de Investigación Criminal, Inteligencia y el Gaula de la Policía, en coordinación con las Fiscalías 14 y 109 especializadas de Villavicencio, desarrollaron la “Operación Cronos”, logrando estas últimas capturas en zonas urbanas y rurales de los municipios de Villavicencio, Puerto Gaitán, Cabuyaro y Barranca de Upía (Meta) y Medina (Cundinamarca). Los capturados eran conocidos en el mundo del delito como ‘Chivo, Yordi o Diego’, ‘El Gordo Javier´, ‘Tolima o Mono Malo’, ‘Chorrosco’, ‘Sijineto’, ‘Zarco’, ‘Pino’ y ‘’Camilo’, todos llevaban entre uno y cinco años delinquiendo en las organizaciones criminales. Y gracias al acervo judicial recolectado durante la “Operación Cronos” y aportado al Juez de control de garantías, estos sujetos quedaron bajo medida de aseguramiento privativa de la libertad, en establecimiento penitenciario y carcelario.