La mismas directivas de la planta salieron a decir que los bloqueos paralizan a Bioenergy, el mayor proyecto de producción de etanol en Colombia Puerto López, Meta donde se impide el ingreso de trabajadores y la operación de la planta. Advierten en la empresa filial de ECOPETROL que se suspenden contratos laborales y compra de bienes y servicios en la zona. Aseguran que un total de 400 trabajadores afectados que no pueden ingresar atrabajar al parecer por un grupo de menos de 100 personas quienes bloquean los dos accesos a la planta de etanol desde el martes de esta semana. Los manifestantes impiden el ingreso de vehículos y personas y por tal razón la empresa está presentando los respectivos denuncios ante las autoridades competentes. Según un comunicado de Bioenergy los manifestantes exigen a la compañía realizar la contratación de mano de obra a través de terceros, situación que está en contra de la ley, dado que el proceso de contratación del personal local se debe realizar a través de la Oficina Pública de Empleo. Anunciaron los directivos de Bioenergy que rechazan las vías de hecho como mecanismo de presión y reitera su permanente disposición al diálogo abierto, pacífico y constructivo. La Empresa hizo un llamado a las autoridades locales para garantizar el orden público. Bioenergy estima que representará más del 30% de la producción industrial del Meta cuando la planta empiece a producir etanol. Dicen que su capacidad de producción será superior a 500 mil litros de etanol diarios. Ante las reclamaciones de los protestantes dijeron que durante la construcción se generaron más de 4.000 empleos y fue de cerca de 16 mil millones de pesos la adquisición de bienes y servicios en la región. Más de 680 millones de pesos se han invertido en proyectos sociales dirigidos a mejorar la calidad de vida de los habitantes de la zona de influencia. Reiteran que Bioenergy apoya la contratación de mano de obra local. "El 100% de la mano de obra no formal y el 40% de la mano de obra formal corresponden a personas de la región, contratadas bajo los parámetros de la Ley 1429 de 2010 y demás normas aplicables", aseguran directivas de la planta. Por su parte, Víctor Bravo Rodríguez, alcalde de Puerto López, dijo que esta era una situación que se veía venir habida cuenta de todos los quebrantos, contratiempos, irregularidades y conflictos que hubo durante la construcción de la planta de etanol. Asimismo, dijo que, como primera autoridad municipal, garantiza el derecho de la protesta; sin embargo, anunció que no tolerará ninguna situación que implique tomarse la justicia por propia mano ni el bloqueo del acceso de los demás trabajadores a sus puestos de trabajo. Igualmente, criticó el proceder de algunos concejales portolopenses para con esta protesta: los acusó de haber estado actuando de forma “bastante polémica” con el fin de buscar “protagonismos políticos y afectos electorales” a punta de “manipular a estos  manifestantes proponiéndoles algunas cosas que son inviables y hablándoles de una realidad que realmente no existe”.