Cargando contenido

Sentencia anticipada por aceptación de cargos, de 13 años de prisión fue proferida por el Juzgado Cuarto Penal del Circuit de Vilavicencio contra Wilman Arcenio García Nieto, por hechos ocurridos cuando era tesorero y jefe de presupuesto del municipio vichadense de Cumaribo entre 2008 y 2011.

Con base en denuncias ciudadanas, la Fiscalía demostró que para la época de los hechos, el hoy condenado, junto con el alcalde de esa localidad del Vichada, Aldemar Gómez González, se habrían apropiado de dineros del erario, adjudicados originalmente al área de la salud, con vigencia 2008.

De acuerdo con las pruebas presentadas por la Fiscalía, el perjuicio económico causado al ente municipal fue de 2.276 millones 798 mil pesos, de los cuales 1.057 millones fueron retirados en efectivo de una cuenta oficial; 1.071 millones 798 mil correspondían a indemnización por efectos de lucro cesante y daño emergente ocasionado entre el mes de enero de 2008 y mayo de 2014 y, 148 millones de pesos se retiraron a través de cheque de gerencia.

Además de la pena de trece años de prisión, el ex funcionario deberá pagar 1.606 millones 666 mil pesos de indemnización.

La Fiscalía Seccional de delitos contra la Administración Pública apeló el fallo emitido por el Juzgado Cuarto Penal del Circuito de Villavicencio, en lo referente a la prisión domiciliaria concedida a García Nieto, pues considera que debe continuar recluido en la cárcel a donde fue conducido luego de su captura en el terminal de Arauca capital en marzo de 2015.