Según Ecopetrol un grupo de aproximadamente 200 personas encapuchadas ingresó a la fuerza y atacó el Centro de Maniobras de Acacías.

No se levantan las protestas en los municipios petroleros del Meta, donde el lunes instalarán unos comités para buscar soluciones que acaben con los bloqueos y los disturbios. 

Este viernes, nuevamente Ecopetrol reportó amenazas contra sus trabajadores y los ataques a algunas instalaciones de los campos Castilla y Chichimene, en el departamento del Meta.

Los habitantes de Castilla la Nueva advirtieron que se mantendrán en protesta hasta que Ecopetrol cambie sus posturas.

Pese a que según Ecopetrol un grupo de aproximadamente 200 personas encapuchadas ingresó a la fuerza y atacó el Centro de Maniobras de Acacías (CMA) que hace parte del sistema eléctrico del campo de producción Castilla, los protestantes aseguran que su protesta es pacífica.

Denunció la estatal que durante la asonada, rompieron vidrios, cortaron el cableado, generaron daños graves en equipos de control y acometidas eléctricas, y provocaron un incendio que afectó el restablecimiento de algunos pozos.

"Manifestantes que se movilizaron en motos cortaron árboles para bloquear las vías de acceso a los campos, sabotearon diferentes puntos de la infraestructura, quemaron interruptores eléctricos y manipularon indebidamente algunas bridas", publicó Ecopetrol este viernes.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido