El Vicepresidente Óscar Naranjo durante su visita a Villavicencio pidió a los habitantes del Meta no hacer eco del mito de que los pases y las boletas para ir a las actividades del Papa tienen costo alguno. Dijo que con esas boletas solo se garantizará la organización con información de su ubicación en la misa campal del 8 de septiembre cuando venga el Papa Francisco a la capital del Meta. Confirmó que se podrá hacer un censo sobre cuántas personas ingresarán a escuchar al papa. La orientación la deben dar las parroquias. Se confirmó que vendrán feligreses de Arauca, Casanare, Guaviare, Vichada, Guanía y Vaupés donde se coordina con las otras diócesis.