Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Lo importante es superar toda discriminación contra grupos no aceptados: monseñor Marulanda

El Obispo emérito de Florencia (Caquetá), monseñor Fabián Marulanda, se refirió a las conclusiones del Sínodo de obispos en Roma, que aprobó un documento sobre los problemas actuales de la familia, y señaló que lo importante es superar toda discriminación y beligerencia.

Frente a los avances que promueven las reflexiones expuestas por el Sínodo en la aceptación y la tolerancia a grupos de tendencias sexuales, como los homosexuales o los divorciados, que desean construir otro hogar, monseñor Marulanda manifestó que "hay una realidad que compete, no sólo a la Iglesia Católica, sino a todo el mundo; el respeto a los demás, sea cual sea su posición, en eso, el Papa ha sido muy claro".

"En esa actitud de apertura y de respeto por los demás, la Iglesia se unifica con el resto del mundo para que todos esos grupos que pueden ser católicos o no, sean acogidos con respeto. Yo creo que hoy la Iglesia se unifica con el resto del mundo para no discriminar", anotó.



"Lo importante es que superemos toda discriminación y toda beligerancia en contra de personas que militan en actitudes que no han sido plenamente aceptadas por todas las personas", subrayó.

Monseñor Marulanda destacó la actitud adoptada por el papa Francisco al pedir a los asistentes al Sínodo de obispos hablar con absoluta libertad.

"Ese gesto del Papa me parece fundamental, en una institución tan tradicional como lo es la Iglesia. Siempre se había mantenido la idea de no decir nada que fuera en contra de lo que el magisterio del Papa expresara, y esa invitación de dar libertad a los invitados es algo destacable", indicó.

Beatificación de Pablo VI

Monseñor Marulanda también se refirió a la proclamación de Pablo VI como beato por parte del papa Francisco en una ceremonia que se realizó este domingo en la plaza de San Pedro en Roma.

Para este representante de la Iglesia Católica, la beatificación del Pablo VI representa un hecho muy significativo para los creyentes colombianos.

"Fue un hombre de gran inteligencia. El papa Pablo VI marcó un momento muy importante de la historia porque su pontificado fue muy fluctuoso y para nosotros fue muy especial, porque fue el primer Papa que visitó a Colombia en el año de 1968, y por lo tanto el pueblo colombiano lo recuerda con mucho afecto", señaló.