Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Guerrilla del ELN
Guerrilla del ELN.
AFP

El jefe del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) en Colombia, Christoph Harnisch, lanzó una fuerte advertencia sobre los escenarios y los diferentes conflictos armados que vive Colombia luego de la firma del acuerdo de paz.  

En entrevista con el diario El País de España, Harnisch enfatizó en cinco conflictos puntuales que aún están presentes en territorio colombiano, con “prácticas de control social del pasado”, es decir, presión que ejercen los grupos armados sobre los campesinos y las comunidades.  

El delegado mencionó que los cinco conflictos son con el Clan del Golfo, el ELN, EPL, disidencias de las Farc y los combates entre el ELN y el EPL en el Catatumbo.  

En contexto: El Estado no llegó a tiempo a zonas donde aún se vive el conflicto: CICR

Frente a la violencia del ELN, Harnisch aseguró que el comité evidenció fortalecimiento de este grupo en regiones como Nariño, Chocó, Cauca y el Catatumbo. Según un informe del Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos (Cerac), entre enero y junio de 2019 se registraron 32 acciones violentas; a pesar de que hubo una reducción del 35 por ciento frente al mismo periodo del 2018, los hostigamientos y secuestros son algunas de las preocupaciones más graves para la CICR.  

Harnisch también aseguró que en el caso del Clan del Golfo, a pesar de que “ellos no tienen una motivación ideológica", tienen presencia "en terreno y afectan a la población civil”. Asimismo, resaltó el fortalecimiento del Ejército Popular de Liberación (EPL) y Los Pelusos  durante los dos últimos años y su influencia principalmente en zonas como Norte de Santander, en las que se disputan el control del territorio para manejar la minería ilegal, extorsión y el secuestro.  

Otro de los grandes conflictos que aún están presentes, según el delegado del CICR, es la creación de disidencias de las Farc luego de firmado el acuerdo de paz. Harnisch, especialmente, habló sobre los frentes 1, 7 y 40 que siguen operando en el país y mantienen su accionar armado. 

Lea además: Estos son los nueve capturados por presunta corrupción en Brigada del Ejército

“¿Qué es esto, en términos jurídicos? Porque las Farc ya fue un grupo insurgente que no se puede llamar un grupo armado. Ahí la prensa inventó el término disidencias o grupos residuales”, aseguró.  

Finalmente, el último conflicto al que hace referencia el delegado es el enfrentamiento entre el ELN y el EPL en el Catatumbo. Una de las cosas que destacó es que, a diferencia del pasado, en Colombia “ahora no hay una dimensión nacional en el conflicto armado, hay micro regiones con dinámicas que no tienen mucho que ver unas con otras”. 

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.