Cargando contenido

Hace cuatro años esta pareja, compuesta por Ana Elisa Leiderman y Verónica Botero, instauró una tutela buscando que la Corte autorice que una de ellas pueda adoptar la hija biológica de su compañera permanente.

"Cuatro años en que, a pesar de su indolencia y falta de compromiso y decisión frente al caso, hemos seguido siendo familia", señala la carta.

La pareja de mujeres describen a la Corte Constitucional mediante la carta, las alternativas que han tenido que buscar para la protección de los derechos de sus hijos.

"A falta de poder adoptar a nuestros hijos, hemos redactado poderes y actas en Notarías para que el padre o la madre no-biológica pueda viajar o tomar las decisiones vitales en caso de emergencia", agrega el comunicado.

Las madres lesbianas tachan a la Corte Constitucional de "homofóbica" y le piden resolver su situación.

"Hemos adoptado como solteros en Colombia, desafiando la homofobia de funcionarios e instituciones y levantado hijos en pareja, a pesar de la imposibilidad de la adopción conjunta", indica la misiva.

La Sala Plena de la Corte Constitucional aplazó el debate para este jueves 28 de agosto, tras la primera votación el 21 del mismo mes, en la que no hubo mayorías y que dejó en tablas la decisión: de los nueve magistrados, cuatro apoyaron el derecho de los niños para ser adoptados por una familia homosexual, cuatro se opusieron y uno se declaró indeciso.

El alto tribunal analiza el caso particular de la pareja de mujeres lesbianas de Antioquia, en el que una de ellas solicitó al Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) adoptar la hija biológica de su compañera, solicitud que ignoró el organismo gubernamental encargado de tramitar la adopción de los menores de edad.

Esta tutela, que completa tres años en estudio en la Corte Constitucional, ha tenido varios cuestionamientos de parte de diferentes sectores en especial de la Procuraduría en cabeza de Alejandro Ordóñez, que advierte sobre la "integralidad" de la familia en el país.

La ponencia que se debatirá en la Sala Plena de la Corte Constitucional será la del magistrado Luis Guillermo Guerrero, quien presentaría -entre otros conceptos- la importancia de defender los derechos que tienen los colombianos para adoptar niños y el derecho de los infantes a crecer en un núcleo familiar.

Los nueve magistrados de la Sala Plena deberán tener la discusión sobre los conceptos de familia, la adopción y los derechos fundamentales que tienen los niños en Colombia para que posteriormente se someta a una votación que deberá ser, en todo caso superior, a cinco para definir las pretensiones de esta pareja homosexual.