Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Más de 300 estudiantes especiales afectados por caída de árbol frente a colegio

Cerca de 300 estudiantes con discapacidad auditiva y visual de la Institución Educativa Antonia Santos, sede Juan Salvador Gaviota, ubicada al frente del Castillo de San Felipe se han visto afectados por la caída de un gigantesco “palo” de caucho que se cayó a raíz de las fuertes lluvias, y de cual las hojas y ramas están a la entrada del plantel educativo.

Ramiro Peña, señaló que el árbol que tenía más de 50 años de estar sembrado en esa zona, se vino abajo hace más de 20 días y ninguna autoridad se ha hecho cargo de recogerlo.

“Esto es un peligro, uno no puede ni entrar al colegio por la cantidad de ramas y hojas. Increíble que el distrito no preste atención a esta problemática sobre todo que son niños especiales. Esto ya va a tener un mes de estar aquí”, anotó uno de los padres de familia del colegio.

Por su parte, Luz Esmeira Calderón, propietaria de la vivienda ubicada al frente donde está sembrado el árbol, aseguró que desde hace 1 año venia solicitándole al EPA una orden para podar el árbol porque por su peso podía ocasionar una tragedia.

“Mi familia y yo pasamos una carta el 10 de septiembre del año pasado y allá nos dijeron que el árbol pertenecía al patrimonio de la ciudad y que no se podía podar, ni hacer ningún tipo de adecuación. La caída de este árbol nos dejó dos días sin agua y sin luz. Ahora está obstaculizando el espacio público, sobre todo a los niños de este colegio”, precisó Calderón.

Centenares de niños y padres de familia realizan a diario maniobras para poder ingresar a tomar clases al centro educativo, mientras que los mosquitos hacen de las suyas en el nido de ramas y hojas.