El Ministerio del Trabajo amplió a diez días el cierre de las instalaciones del Edificio Rodrigo Lara Bonilla, sede del Tribunal Superior de Medellín y el Tribunal Administrativo de Antioquia por no brindar condiciones adecuadas para laborar. Para el Ministerio del Trabajo el documento presentado por el Consejo Superior de la Judicatura, Seccional Medellín, que contempla el plan de mejoramiento para superar las fallas que derivaron en el cierre del edificio por tres días, no brinda la seguridad suficiente que le permita estar tranquilos sobre la seguridad de la estructura. "Es claro que a la fecha no ha variado para nada el panorama que se encontró, salta a la vista las condiciones que ponen en peligro la vida, la integridad y la seguridad personal de los trabajadores", aseguró el Ministerio de Trabajo. Por esa razón, el Ministerio afirmó que el Consejo Superior de la Judicatura tiene hasta el próximo 25 de septiembre para que se tomen de manera inmediata las medidas necesarias para garantizar la seguridad y la salud de los trabajadores de los tribunales. Por último, enfatizan que si antes de los diez días hábiles se dan las condiciones para la reapertura del edificio, la medida será levantada. Pero de no ser así, advierte que si el 25 no hay resultados, el cierre persistirá.