Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Ambientalistas piden cuidar humedales

La secretaria de Ambiente de Cundinamarca, Marcela Orduz, dijo que aún se desconoce la importancia de los humedales para la vida humana, y por eso se les contamina con basuras y con escombros, que originan el secamiento de estas fuentes hídricas.

Por su parte, el jefe de la Protección Ambiental y Ecológica de la Policía Metropolitana de Bogotá, capitán Antonio José Cubides, dijo que los ciudadanos no entienden que el agua se puede acabar por la contaminación a la que son sometidos los humedales.

En el Día Mundial de los Humedales, en la Laguna de Fúquene, uno de los más grandes centros hídricos en el departamento de Cundinamarca, se extrajeron 110 mil toneladas de vegetación acuática, las cuales se utilizarán para la recuperación de suelos degradados en la región.

La Secretaria de Medio Ambiente de Cundinamarca, Marcela Orduz, dijo que de igual manera se están desarrollando actividades de mantenimiento y conservación, en la represa de los Cisnes, la laguna de La Herrera, el pantano de Martos y las lagunas de Cucunubá y Palacio.

También en la represa Los Cisnes, por la reducción en la capacidad de embalse por exceso de sedimentos y proliferación de vegetación sobre el espejo de agua, se desarrollaron acciones de recuperación y rehabilitación de este sistema artificial ubicado en la vereda de Nemogá del municipio de Fúquene.

La laguna de La Herrera, en el municipio de Mosquera, afectada por las explotaciones de materiales para construcción, fue escogida para efectuar ensayos de control de vegetación acuática con biodegradables.

Otro humedal, el pantano de Martos, en el municipio de Guasca, ha sido objeto de diferentes estudios para determinar alternativas de recuperación de su extinto espejo de agua y está siendo recuperado para garantizar el suministro de agua a los habitantes de la región.

Las lagunas de Cucunubá y Palacio, en el municipio del mismo nombre, también presentan alta proliferación de junco y buchón, los cuales serán extraídos parcialmente por medio de un convenio con la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca, CAR.

La importancia de los humedales radica en que actúan como esponjas de almacenamiento para recarga y descarga de acuíferos, liberando parcialmente las aguas lluvias y controla de esta manera cualquier tipo de inundación. También operan como protectores de tormentas, recarga y descarga de acuíferos (aguas subterráneas) y realizan un control de erosión.