La Fiscalía General señaló que ese organismo tenía elementos de pruebas e información que indicarían que el número de menores reclutados de manera forzada por las Farc sería mayor al reportado por parte de la guerrilla.

El fiscal general, Néstor Humberto Martínez, dejó claro que hay evidencias que advierten que los menores de edad que están en las filas de la guerrilla superan los 30.

"Por supuesto no se trata de 30 niños. La evidencia que nosotros teníamos es que había muchos más menores reclutados de manera forzada y eso es lo que tenemos que identificar. La evidencia implicaría que todavía hay menores reclutados y por esa razón tienen que ser entregados", afirmó el fiscal Martínez.

Así mismo, insistió a las Farc que devuelvan de manera inmediata de todos los menores que aún se encuentran en su estructura armada.

"Los menores tienen que reinsertarse a la vida social, a través de un tratamiento psicosocial. A los menores no los pueden abandonar en las regiones porque esa puede ser la nueva fuente y forma de criminalidad en estas zonas del país", dijo Martínez.

"La fiscalía hubiera querido ver que este tema se hubiera resuelto de una vez en el acuerdo final y está en este momento indefinido. Por lo tanto nosotros demandamos que haya la entrega de los menores como lo hemos dicho", agregó.