La Misión de Apoyo al Proceso de Paz de la Organización de los Estados Americanos (OEA) exaltó que el Gobierno haya asumido como responsabilidad del Estado los hechos en contra de la Unión Patriótica.

"La Misión destaca igualmente el compromiso del Gobierno para entregar las medidas necesarias que eviten que esta y otras organizaciones políticas sean víctima de violencia sistemática, particularmente en el contexto de posconflicto que vislumbra el país", afirmó la OEA en un comunicado.

El organismo internacional manifestó que este reconocimiento y el compromiso público adoptado por el Estado colombiano "garantiza los derechos de las víctimas y sus familias a la verdad, la justicia, la reparación y la no repetición. Asimismo, contribuyen a facilitar espacios seguros para la transición política y la participación plural".

Roberto Menéndez, Jefe de la Misión de Apoyo al Proceso de Paz de la OEA además agregó que estos escenarios de memoria, reconocimiento y reconciliación hacen parte de un esfuerzo para la implementación de los acuerdos de paz.

La entidad internacional hizo un llamado a las autoridades para que garanticen de eficiente la protección y seguridad a líderes sociales, defensores de Derechos Humanos y voceros de movimientos étnicos, políticos y campesinos, que son amenazados con frecuencia en las diferentes regiones del país.