Ola invernal causa estragos en vías del país

[video width="640" height="352" mp4="http://www.rcnradio.com/wp-content/uploads/norela-1.mp4"][/video] El director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastre, Carlos Iván Márquez,  informó que hasta el momento en el país la ola invernal deja un saldo de seis personas muertas, siete mil ochocientas personas damnificadas y treinta viviendas afectadas.   Márquez aseguró que "la temporada de este puente festivo tuvo una presencia de lluvias especialmente en la zona Andina y la zona con más afectaciones por tema de vías y personas, fue en los departamentos de Casanare, Arauca, sur de Norte de Santander y también Boyacá y Huila".   En cuanto a la situación de ayudas iniciales para las familias damnificadas por la temporada invernal, Carlos Iván Márquez dijo que "la concentración en atención se ha dado para movilizar ayudas hacia Casanare (…) 2.800 paquetes alimentarios para las familias, en Arauca 3.500, en Norte Santander 600, y en Meta para 200 familias que fueron afectadas".   El tema de vías para el director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastre, también tuvo atención por parte del Invías.   "En el resto del país hubo situaciones de trabajo con maquinaria amarilla, para proyección de vías sobre todo en el departamento de Boyacá, Norte de Santander y Arauca, allí estos trabajos están siendo coordinados por el Invías y los diferentes departamentos a través del banco de maquinaria que el gobierno nacional a través de la Unidad del riesgo".   Márquez agregó que "las 7.800 familias han recibido asistencia ya que se han presentado algunos casos de inundaciones y también deslizamientos, esta primera asistencia es de alimentos y también los complementamos con tema de agua y saneamientos, estamos haciendo la evaluación de viviendas que necesitan ser recuperadas y el tipo de material que debe ser utilizado".   Asimismo el funcionario afirmó que se continúa y se mantiene la coordinación hasta el restablecimiento normal de cada una de las situaciones reportadas por los municipios.   Frente a las afectaciones de 30 viviendas en el departamento de Norte de Santander, Márquez expresó que se están evaluando las viviendas en el el municipio de Susagá, Norte de Santander.   "Son cerca de 30 viviendas averiadas y otras afectadas, allí se estarán recuperando de manera inmediata conforme a el análisis estructural que están haciendo los ingenieros del departamento; el resto son inundaciones que han requerido de evacuaciones preventivas y en ese estamos entregando asistencia alimentaria y también subsidios de arriendo".   Carlos Iván Márquez dijo que "en estos últimos días se reportaron cuatro personas fallecidas por fenómeno de deslizamiento en el departamento de Boyacá y el resto de personas han sido objeto de atención que cada vez que se han hecho los censos, han tenido atención de manera inmediata por parte de los departamentos y de la Nación".   En Cundinamarca 4 municipios en vigilancia   Frente al incremento de las lluvias en los municipios cercanos al río Bogotá en Cundinamarca, también informó Carlos Iván Márquez que en el departamento cuatro municipios se encuentran en vigilancia.   "Por el nivel del río Bogotá, sobre todo en los municipios de Suesca, Villapinzón, Chocontá y Nemocón, afortunadamente los trabajos que se han hecho preventivos con la CAR y no se han presentaciones afectaciones graves, se han evacuado tres familias, se ha hecho un soporte de evacuación de agua en zona de Villapinzón con un monitoreo un seguimiento especial" aseguró el director de la UNGRD.   Finalmente Márquez Añadió que "el río Bogotá ha tenido un tratamiento especial por parte del Gobierno nacional, por el departamento y la CAR, y que de acuerdo a esos trabajos el río recoge toda la cantidad de agua que cayó el pasado viernes y su evacuación se ha dado de acuerdo al protocolo (…) mantenemos el esquema de seguimiento preventivo".   Autoridades mantienen alerta roja en cuenca alta del río Bogotá   El Director Encargado de la CAR Cundinamarca Néstor Franco, reportó que las soluciones que han implementado para la crisis invernal han permitido que los efectos de las lluvias sean mucho menores, aunque en la cuenca alta sigue siendo difícil la situación.   "En la cuenca alta seguimos dándole especial atención a los municipios de Sesquilé, Chocontá, Villapinzón y Suesca, la primera gran preocupación es que tanto en Chocontá como Villapinzón y Suesca se han generado suspensiones parciales del servicio de agua potable, pero ya con la Empresa de Servicios Públicos de Cundinamarca ya se está suministrando a través de carrotanques mientras se hacen reparaciones necesarias".   RCN La Radio acompañó un recorrido de autoridades de Cundinamarca y de la capital del país, por la cuenca media del río Bogotá que comprende de norte a sur, desde Chía hasta Soacha, donde se realizan mediciones constantes de los niveles, pero se descartan por ahora inundaciones.   "Hay un buen comportamiento de las obras del río Bogotá en la cuenca media, que nos ha permitido tener plena tranquilidad frente a Bogotá y municipios como Chía, Cota, Funza, Mosquera y Soacha", indicó.   Según el funcionario, en las últimas 24 horas han mejorado las condiciones climáticas, pero según organismos de previsión climática pronostican lluvias en esas zonas del departamento de Cundinamarca.   Hasta el momento son 40 las familias damnificadas en la región por las inundaciones. El funcionario indicó que los responsables de adecuaciones de albergues o subsidios de arrendamiento, son los alcaldes locales de cada municipalidad.