Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Ordenan reestructurar centro comercial de San Victorino para población con discapacidad

Foto: Colprensa



La Corte Constitucional ordenó la modificación de la estructura en el centro comercial más grande de la zona de San Victorino en el centro de Bogotá para garantizar el acceso a las personas en situación de discapacidad.

De acuerdo con la Corte Constitucional ese centro comercial tendrá un año para realizar las modificaciones pertinentes que permitan el acceso a esta población vulnerable que transita en esta importante zona comercial del centro de la capital colombiana.

El alto tribunal consideró que “es evidente que en el Centro Comercial El Gran San no se cuenta con un plan específico que garantice gradualmente la accesibilidad física de las personas en situación de discapacidad a las instalaciones del establecimiento comercial, desconociéndose así, la especial protección constitucional de la que son titulares”.

Para la Corte Constitucional con este tipo de limitaciones y barreras arquitectónicas se están vulnerando derechos fundamentales a la libre locomoción, a la igualdad y a la vida digna.

“El centro comercial deberá adoptar las acciones temporales que resulten adecuadas y necesarias para permitir el ingreso y movilidad de estas personas en sus instalaciones sin obstáculos ni cargas excesivas. Las medidas que se implementen deberán ser en todo caso respetuosas de la dignidad humana y atenderán los requerimientos y necesidades reales de la población afectada”, señala la sentencia.

Para este efecto, la Corte Constitucional ordenó que mientras se realizan las modificaciones definitivas en la estructura de ese Centro Comercial, se adopten medidas temporales y presenten un informe cada tres meses a la Defensoría del Pueblo Delegada para la Salud, la Seguridad Social y la Discapacidad y a la Procuraduría General de la Nación sobre el avance del plan.

El caso estudiado por la Corte Constitucional con ponencia de la magistrada María Victoria Calle, está relacionado con un vendedor en situación de discapacidad y quien había advertido que no podía realizar sus actividades por cuenta de la falta de acceso a personas como él para ingresar y movilizarse por ese centro comercial.