Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Familiares de los menores asesinados han denunciado supuestas irregularidades por parte de la Policía en el levantamiento de los cuerpos.
La Policía indicó que el levantamiento de los cuerpos se realizó bajo todos los protocolos judiciales y con una actuación oportuna y de manera transparente.
Cortesía Alcaldía de Cali.

El ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, anunció que se incrementó a 50 millones de pesos la recompensa para dar con el paradero de Gabriel Alejandro Bejarano, alias 'El Mono', quien es la tercera persona implicada en la masacre de los cinco menores en el barrio Llano Verde y quien, según las autoridades, fue el encargado de disparar en contra de los jóvenes.

Le puede interesar: Familiares de víctimas de masacre en Llano Verde exigen investigar a la empresa de vigilancia

El general Jorge Luis Vargas, comandante de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional, manifestó que se han realizado varios allanamientos en Cali para encontrarlo, porque su apariencia física ha cambiado para distraer a los investigadores.

“En el nuevo cartel de esta persona publicamos una foto más actualizada de alias ‘El Mono’, para que la comunidad lo reconozca y nos brinde información de su paradero”, afirmó el general Vargas.

Las autoridades manifiestan que Gabriel Bejarano, es una persona peligrosa y violenta que tiene antecedentes penales por varios delitos como el porte de armas.

Entre tanto, las familias de las víctimas habían solicitado el aumento de la recompensa para que fuera más atractiva y puedan capturarlo.

Por este caso hay dos hombres detenidos identificados como Juan Carlos Loaiza Ocampo y Yefferson Marcial Ángulo Quiñonez, quienes no aceptaron cargos por los delitos de homicidio agravado en concurso homogéneo y sucesivo con el de fabricación y/o porte ilegal de armas de fuego, y fueron enviadas a la cárcel.

Lea también: Víctimas de masacre en Llano Verde fueron torturadas: Medicina Legal 

Se conoce que el pasado 11 de agosto, los tres hombres observaron a Álvaro José Caicedo, Jair Cortés, Josmar Jean Paul Cruz, Luis Fernando Montaño y Léider Cárdenas en el cañaduzal y motivados por Gabriel Alejandro Bejarano, los interceptaron y los despojaron de los cuchillos que los jóvenes tenían, luego los obligaron a arrodillarse y Bejarano les disparó.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.