Foto RCN Radio Cali.

 

La ciudad de Cali cerró el año pasado con una cifra de 14.737 denuncias de hurtos a personas.

De este balance, 4.378 corresponden a casos de fleteos denunciados por las víctimas y la mayoría de los asaltos en ésta capital se dieron en el transporte público como el MIO con el llamado cosquilleo, en los paraderos de los buses, semáforos y cuando los ciudadanos caminan por algunos sectores de la ciudad con los raponazos.

Varios habitantes consultados por RCN Radio, señalaron su preocupación por la inseguridad, como los hurtos, asaltos, afirmaron que sitios como en algunos centros de la capital del Valle, da temor caminar, cuando se espera el transporte público, especialmente en la noche, cuando puede ser blanco de cualquier actividad delictiva.

También afirmaron que hay que mandar a polarizar los vehículos para cuidarse un poco de los asaltantes especialmente de aquellos que van en motocicleta y que aprovechan un pare o cuando el semáforo está en rojo, para robarles los celulares y otros elementos personales.

Entre tanto el subcomandante de la Policía Metropolitana de Cali, coronel Henry Jiménez, advirtió que ya se han focalizado los lugares más afectados y programas especiales para combatir la inseguridad como Plan Semáforo y control del transporte urbano, entre otros y que se aplicará especialmente las llamadas horas picos, donde se presenta el mayor número de asaltos.