Tras los hechos de emergencia sanitaria presentados en la ciudad e Ipiales que provocó un brote de Enfermedad ¿Diarreica Aguda, los cuestionamientos sobre la calidad del agua se hicieron mas fuertes.   El instituto departamental de salud de Nariño realiza el seguimiento a la calidad del agua en el departamento, el balance de ese seguimiento en el 2016, permitió conocer que en las zonas urbanas de los municipios nariñenses solo el 30 por ciento de la población accede a liquido potable, un numero bajo, que se agrava cuando la medición se refiere a lo que ocurre en las zonas rurales.   “En las zonas rurales la situación si es  grave pues el índice de cobertura de suministro de agua sin riesgo en el departamento de Nariño, agua potable para ser claros,  muestra que en promedio solo el 3 por ciento de los habitantes recibe agua en condiciones aptas para el consumo humano”, explicó Julián Téllez, profesional universitario del Instituto Departamental de Nariño.   Según el informe de calidad de agua que se presenta con corte a 31 de diciembre de 2016, “los municipios con mayor cobertura de agua Sin Riesgo son los municipio de Sandoná con un 89% y Pasto con un 67,4%, estos municipios alcanzaron coberturas con encima del 50%”.   El mismo informe, explica que “Respecto a la zona rural se presentó un incremento en el año 2016 en comparación del año 2015 actualmente se cuenta con una cobertura de calidad de agua de 3.1% en la zona rural del departamento de Nariño equivalente a 392412 habitantes. Este indicador es supremamente grave para el departamento ya que el acceso de agua de mala calidad es uno de los principales factores de riesgo de transmisión de enfermedades y se requiere que la gobernación de Nariño y las administraciones municipales realicen planes de intervención urgentes en esta problemática”.