Cargando contenido

La misión humanitaria de la Defensoría llegó hasta este municipio en donde no hay acueducto y se practica la minería ilegal a gran escala.

Guapi (Cauca)
RCN Radio

Steven tiene tan solo 18 años aunque su estatura y corpulencia lo hacen ver más adulto. Se despertó temprano para ir a trabajar y junto a otros 10 jóvenes se montó a las 8 de la mañana en una lancha para ir a la parte alta del río Guapi. 

A estos muchachos les dicen cascoteros, extraen del río un material llamado grava, que se usa para la construcción y pavimentación de vías y del que se deriva el sustento de muchas familias de esa región del país.

Equipados con palas llenan dos lanchas completas con esa piedrilla gris y cuando completan la carga regresan al puerto del municipio para descargar el material con unas bateas hondas que luego cargan en la espalda. 

El clima en esta población supera los 27 grados centígrados, el agua del río que rodea el municipio es oscura como de un color verdoso debido a la minería ilegal y a la extracción de materiales. 

Steven y sus compañeros llenan estos baldes una y otra vez, los cargan y los descargan, corren con ellos encima mientras el sol los hace sudar. Les esperan cerca de 10 horas de trabajo y  al final del día recibirán 50 mil pesos. 

A Steven no le gusta este trabajo, dice que debe hacerlo porque así puede ayudar en su casa mientras termina el bachillerato. "Yo estudio a veces en el día y a veces por la noche, ya me falta poquito para terminar el estudio y pues mi sueño es ser soldado", dijo. 

“Acá no hay tantas fuentes de empleo, la gente vive de la pesca o la minería. Los jóvenes terminan el bachillerato y les toca irse para la ciudad porque no se puede quedar acá, tienen que buscar futuro”, dijo un habitante de la zona. 

Algunos padres pueden hacer el esfuerzo para que sus hijos se vayan a estudiar a Buenaventura o Cali, otros heredan los oficios de sus padres, otros lamentablemente son reclutados por grupos armados. 

Vídeo de los 'cascoteros' en el municipio de Guapi (Cauca)

Gumercindo Viveros lleva 36 años dedicado a este trabajo. Para este hombre “esa es la única opción para nosotros los pobres porque no hay más para hacer. Esta es una tradición acá en Guapi porque los padres a uno lo criaron con esto”. 

Entretanto, el costo de vida en esta población es muy alto porque no hay carreteras y por consiguiente todo entra y sale por agua. Los cilindros de gas, las frutas, las verduras, el agua empacada y los víveres, son traídos en lancha desde el puerto de Buenaventura. 

“Un huevo vale 400 pesos, la leche vale 3 mil, un tomate vale 800 pesos, un cilindro de 40 libras que no dura ni el mes vale 40 mil pesos. Todo acá es muy caro”, precisaron otros habitantes de la zona.

Municipio de Guapi (Cauca)
RCN Radio

Orden público en Guapi

La gente del municipio de Guapi es trabajadora y amable. Les gusta hablar de su pueblo pero se callan cuando se les pregunta por los grupos armados ilegales que hacen presencia en esa región porque a pesar de que la mayoría de los habitantes saben quienes delinquen en estas zonas, prefieren no hablar de más. 

Acá delinquen el ELN, las disidencias de las FARC o 'Los Pelusos', que se benefician de los cultivos de coca, la minería ilegal y la extorsión.

“Acá están por estos días que llaman y llaman a los que tienen sus tienditas, les piden por decir un millón de pesos y les dicen que si no pagan se tienen que ir del pueblo o los desaparecen. Entonces el señor de la tienda para recuperar esa plata le sube a los huevos, a la leche...”, cuenta otro habitante de Guapi. 

En esta población hace falta el acueducto y por ende los habitantes deben de agua lluvia para suplir muchas de sus necesidades.

La minería ilegal, el narcotráfico es la constante en este territorio en el Andén Pacífico, zona que recorrió la Defensoría del Pueblo para recoger sus necesidades. 

En Guapi como en todo el Pacífico, reclama presencia de el Estado, "porque acá solo se ve a los políticos repartiendo plata cuando necesitan votos", dicen.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido