Un comerciante de 55 años de edad que desde hace ocho días había sido reportado como desaparecido en el municipio de Caloto al norte del departamento del Cauca, fue encontrado sin vida, amarrado y con signos de tortura, en el corregimiento de Tacueyó municipio de Toribio. La guardia indígena de esa localidad encontró el cuerpo del comerciante y también el vehículo en el que se movilizaba, el cual supuestamente estaba en poder de un habitante del sector que manifestó haberlo comprado en 3 millones de pesos. Las comunidades indígenas recuperaron el automotor y lo devolvieron a la familia del comerciante. Hasta ahora se desconoce los autores de este asesinato.