Armados con palos, machetes y cuchillos, habitantes de las veredas San Antonio, Bellavista y el Rosario, impidieron la captura de ocho supuestos disidentes de la Farc que habían sido retenidos por tropas del ejército en el momento en que transportaban un fusil y propaganda alusiva al frente tercero de las Farc en el municipio de Cajibío. De acuerdo a la información conocida por este medio, la comunidad habría impedido la captura de estas personas, como una forma de protesta ante los operativos de erradicación de cultivos de uso ilícito que la fuerza ha adelantado en el municipio. Ante la presión de la comunidad,  tropas del batallón José Hilario López, tuvieron que dejar en libertad a los presuntos disidentes. Las autoridades en el Cauca aún no se han pronunciado sobre este hecho.