6 mil 300 hectáreas de cultivos de papaya y caña de azúcar se encuentran inundadas en el Valle del Cauca, donde se han registrado fuertes y continuas lluvias, dijo el presidente de la Sociedad de Agricultores y Ganaderos, SAG, Francisco José Lourido. En ese orden de ideas, manifestó que el caudal del río Cauca es alto, lo que originó que se rompieran los jarillones de los municipios de Florida, El Cerrito y Toro. Al mismo tiempo, enfatizó que “en el norte del departamento se perdieron mil 500 hectáreas de cultivos semestrales, mientras en el suroriente se han visto afectadas las siembras caña de azúcar”. Además, reveló que el fenómeno natural golpeó económicamente a campesinos que viven del crédito.