Cargando contenido

La alcaldía de la capital vallecaucana propone intercambiar armas de fuego ilegales por apoyos económicos.

El candidato a la Alcaldía de Cali, Jorge Iván Ospina, encabeza las encuestas
Los candidatos a la Alcaldía de Cali, Jorge Iván Ospina y Roberto Ortíz, lideran las encuestas para el primer puesto del municipio.
RCN Radio

El alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina,  está analizando la posibilidad de comprar armas ilegales que tienen los ciudadanos  con el fin de desarmar a la población caleña.

A raíz de la situación que se presentó en Cali en el paro del 21 de noviembre del año pasado con las amenazas de grupos de personas de ingresar a las unidades residenciales y en donde quedó al descubierto el porte de armas de los residentes que las tenían para defenderse de una posible incursión a sus inmuebles, el alcalde Jorge Iván Ospina Gómez, hizo una propuesta para que dichas armas no estén en poder de los caleños.

Esta polémica propuesta consiste en intercambiar las  armas por apoyos económicos para que en la ciudad se disminuyan delitos del alto impacto y los casos de intolerancia.

Le puede interesar: Un muerto deja operativo contra apartamenteros en Cali

La  iniciativa será estudiada en el próximo consejo de seguridad, y si es aprobada,  la Alcaldía crearía  un fondo para que la gente les venda las armas ilegales y de esta manera se frenaría  la circulación de estas en  la capital del Valle del Cauca.

Hay que desarmar a los ciudadanos que tienen armas en sus casas, nosotros estamos evaluando la posibilidad de pagar por estas pistolas o compensar con algún tipo de elemento social que las familias necesiten. Es mejor que estas armas pertenezcan al Estado y no a particulares”, agregó el alcalde de Cali. 

El mandatario manifestó que los recursos serán del presupuesto local para tratar de reducir la letalidad y muertes  para tener una ciudad más tranquila.

Lea también: Nueva cédula: ¿Cómo debe ser su diseño y por qué no le gustó a los colombianos?

De acuerdo con el secretario de Seguridad y Justicia, Carlos Alberto Rojas, en Cali  hay más de 50 mil armas ilegales y se ha convertido en un mercado incontrolable al que cualquier ciudadano puede acceder.

“Aquellas personas  que tienen estos elementos en su casa por protección y  que no han sacado un  salvoconducto  puedan entregarlos a cambio de un bono, el costo estaría  relacionado con qué tipo de arma que entregue”, agregó el funcionario.  

Lo que se quiere evitar con esta propuesta es que los caleños resuelvan sus diferencias por las vías de hecho con armas de fuego.
 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido