Los tres nuevos casos se registraron en los municipios de Cali, Cartago y Ansermanuevo, lugares donde resultaron quemados tres menores de edad.

Con estos casos reportados por el Centro Regulador de Urgencias y Emergencias del Valle, CRUE, ya son 25 los afectados en el departamento, tras manipular estos elementos, cuya venta está prohibida por parte de las autoridades.

De los 25 lesionados, 15 corresponden a menores de edad, por lo que se conoció que el Instituto Colombiano del Bienestar Familiar lleva procesos sancionatorios contra 7 familias de los niños víctimas de estas afectaciones.

Cali continúa siendo el municipio con más quemados con pólvora al registrar en lo corrido de diciembre 12 lesionados. Los otros casos se han presentado en Palmira que ha aportado 3 quemados, San Pedro y El Cerrito con dos casos y Candelaria, El Águila, Jamundí, Sevilla, Cartago y Ansermanuevo cada uno con un quemado.

Según los comparativos de las autoridades, durante la noche de las velitas de la temporada 2016-2017, resultaron quemadas por manipulación de pólvora 17 personas, mientras que en la temporada 2017-2018, las cifras revelan 14 afectados.