Residencia del pesista de Yumbo, Luis Javier Mosquera. Foto RCN-Radio

  La estrella colombiana, en esta oportunidad, no pudo brillar en los Juegos Olímpicos de Río. Pese al esfuerzo, el pesista, Luis Javier Mosquera, se colocó cuarto en la categoría de los 69 kilogramos. En el municipio de Yumbo, su tierra natal, se combinó la nostalgia con la esperanza. Diana Cadena, esposa del deportista, manifestó que no se puede bajar la guardia frente a la adversidad. “El estaba bien preparado, pero los nervios le pasaron una mala jugada. Yo sé que el va a seguir adelante porque hay madera”, enfatizó. Entre tanto, Jhon Jairo Mosquera, hermano del atleta, sostuvo que la experiencia adquirida es fundamental para mantenerse en las competencias de alto nivel. “De pronto hubo un poco de apresuramiento en las decisiones de los técnicos. El que no arriesga un huevo, no tiene un pollo”, acotó. Hamilton Sánchez, un vecino del barrio Guacanda, dijo que  faltó ajustar las cargas. “En el envión hubo algo de desconcentración, pero eso se originó por la cirugía que le practicaron en la espalda”, subrayó. El pesista, Luis Javier Mosquera, tendrá otras citas universales porque está lleno de talento.