Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Carlos Rojas, exsecretario de Cali
Carlos Rojas fue llamado por la Procuraduría.
Cortesía Alcaldía de Cali

La Procuraduría General de la Nación sancionó con diez meses de suspensión al exsecretario de Seguridad y Justicia de Cali, Carlos Rojas, argumentando falta de gestión frente a las acciones durante el paro nacional del 2021, que derivaron en afectaciones a bienes públicos, bloqueo de vías y hechos de violencia.

El ente de control reprochó que el servidor no brindó a la ciudadanía el apoyo de seguridad requerido, pero sí permitió la protesta violenta, el vandalismo contra la propiedad pública y privada, el desabastecimiento de alimentos y de combustible. 

Le puede interesar: En ataque sicarial fue asesinada ingeniera ambiental y su esposo en Tuluá

“Lejos de tomar decisiones contundentes frente a la grave situación de orden público que vivía la sociedad caleña, y a pesar de las indicaciones de su jefe inmediato, el alcalde municipal (…) únicamente se dedicó a asistir y convocar al Puesto de Mando Unificado (PMU) presentando estadísticas de la grave situación acontecida, sin realizar ninguna labor contundente para contener la oleada violenta y de actos de vandálicos que se agravaban diariamente luego del paro del 28 de abril de 2021”, contenía el fallo de la Procuraduría.

Hernando Morales, abogado del exsecretario, afirmó que se apelará la decisión, sustentada en la normatividad, agregando que las acciones tomadas por Rojas estuvieron soportadas en la ley y contribuyeron a desescalar la ola de violencia provocada por el estallido social.

Jurídicamente consideramos que es un fallo contrario al derecho desconociendo todas las normas nacionales y que afecta los derechos fundamentales del doctor Carlos Rojas”, indicó el jurista.

Le puede interesar: Encuentran 200 kilos de explosivos del ELN en zona rural de Cali

En el fallo de primera instancia, la Procuraduría calificó la falta de forma definitiva como grave. Teniendo en cuenta que el disciplinado ya no se encuentra vinculado a la entidad, la suspensión se convertirá en diez meses de salarios devengados para el momento de la comisión de los hechos. Después de la apelación, la Procuraduría contará con seis meses de estudio para emitir un nuevo fallo.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.