A seis aumenta el número de muertos por enfrentamientos en territorio indígena de Cerro Tijeras municipio de Suárez, en las veredas Agua Bonita, La Cabaña y El Naranjal.

A través de un comunicado, las comunidades indígenas de la región confirmaron que son seis los cuerpos hallados en el sector de Cerro Tijeras, Cauca, tras los enfrentamientos y hostigamientos a los habitantes de esa región.

De acuerdo al reporte entregado en las últimas horas por el Tejido Defensa de la Vida y Los Derechos Humanos de la Cxhab Wala Kiwe – ACIN, los enfrentamientos se vienen presentado desde la mañana del jueves siete de diciembre, por presencia de grupos armados ilegales sin identificar que desean apoderarse de la zona.

Así mismo, la gobernación de Cauca a través de sus fuerzas militares intenta ingresar al territorio donde se están presentando los combates para poder controlar la situación.

Por ahora se desconoce quiénes son las víctimas, pero se espera que en las próximas horas las autoridades den un balance de la situación.

Comunicado:
Se confirma masacre de al menos seis personas en territorio de Cerro Tijeras, municipio de Suárez, norte del Cauca.

El Tejido de Defensa de la Vida de Cxhab Wala Kiwe - ACIN, informa sobre la grave situación de violación de Derechos Humanos en el territorio ancestral de Cerro Tijeras. Al momento se tiene información de seis cadáveres encontrados en una vía de la zona rural, entre las veredas Agua Bonita, La Cabaña y El Naranjal. Los hechos en que se dio la masacre y la identidad de los perpetradores son todavía materia de investigación por parte de la autoridad de Cerro Tijeras y la guardia indígena kiwe thegnas. Por otro lado, debido a los hostigamientos y a las confrontaciones en la zona, la comunidad se vio confinada y posteriormente se vio obligada a desplazarse a Sitio de Asamblea Permanente.

La situación sigue siendo crítica en la zona, pues los armados permanecen presentes y no ha sido posible suministrar la ayuda humanitaria.

Hacemos un llamado a todos los organismos de Derechos Humanos, a la comunidad internacional y al pueblo colombiano para estar alerta frente a esta situación.

Continuaremos pronunciándonos en defensa de la vida y en denuncia de la violencia que siembra muerte en nuestros territorios.