Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Luego de esperar diez días a que resucitara fue sepultado el joven venezolano en Cali
Funcionarios de la Secretaría de Salud de Cali llegaron al lugar junto con policías y trabajadores de una funeraria para llevarse el cuerpo del joven.
Foto tomada del vídeo donde están sacando el cuerpo del joven venezolano hacia el cementerio.

Después de 11 días de velación en una casa del oriente de Cali, el cuerpo del joven venezolano César Alexis Blanco fue retirado de la fundación cristiana 'La cueva de Adulam', donde familiares y amigos con oraciones y alabanzas esperaron hasta último minuto a que resucitara. 

Le puede interesar: Rehúsan sepultar a joven venezolano a la espera de su "resurrección" en Cali

La familia, aunque no se resistió al procedimiento adelantado por las autoridades, pidió esperar hasta la tarde del jueves, y en medio de nuevas adoraciones se aferró a alguna manifestación del ‘todo poderoso’.

El milagro no sucedió y finalmente el cuerpo fue sacado por funcionarios de la Secretaría de Salud, en acompañamiento de la Policía, hasta una carroza fúnebre ante la vista de cientos de vecinos, para ser llevado al cementerio evangélico ubicado en el norte de la ciudad, donde fue sepultado. 

En medio del proceso, su madre, Giovanna Margarita López, quiso hacer una ultima alabanza y gritó: “César Alexis, levántate en el nombre de Jesús. Es en el poder de Jesucristo, aleluya, porque Él es el que resucita y de Él es el poder, aleluya, y yo lo creo, bendita la gloria de Dios. Porque Él dijo que veníamos, la salvación de Jehová, en el nombre de Jesús, levántate”.

De acuerdo con las autoridades, la tumba del joven de 20 años, quien se dedicaba a vender dulces en el sistema de transporte masivo MIO, permanecerá custodiada por la policía durante varios días para evitar que sea profanada. 

“Se logró hacer este procedimiento después de varios días de estar mediando con la familia ya que ellos argumentaban que por sus creencias religiosas estas oraciones y alabanzas eran necesarias, y es algo que había que respetar ya que en Colombia hay algo que se llama libertad de cultos y es algo que no hay que pasar por alto. Finalmente se pudo sepultar en el cementerio evangélico; sus familiares y amigos no se opusieron ni tampoco hubo ningún altercado”, explicó Pablo Uribe, subsecretario de seguridad y justicia de Cali. 

Lea también: Disidencias de las Farc liberaron a empresario secuestrado en el Cauca

Este joven fue asesinado en medio de un atentado sicarial, cuando se encontraba en una tienda del barrio Puerta del sol el pasado 9 de diciembre, y desde ese día se realizaban los actos religiosos con la esperanza que volviera a la vida.
 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.