Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Visita a Nuquí, Chocó.
Funcionarios de la Gobernación de Chocó.
Cortesía Gobernación de Chocó.

En albergues del corregimiento de Tribugá permanecen 28 familias que se desplazaron hace una semana en Nuquí, a raíz del asesinato del guardia indígena, Anuar Rojas, de 29 años.

Pese al refuerzo de tres pelotones de la Armada Nacional, las familias temen regresar a sus hogares y retomar las actividades de recolección, caza y pesca. 

La secretaria del Interior de Chocó, Nubia Carolina Córdoba, quien sobrevoló la zona, aseguró que la Gobernación departamental, la Alcaldía de Nuquí y la comunidad internacional llegaron hasta el casco urbano de Tribugá para brindar atención humanitaria a los 123 indígenas.  

Más información: Cuatro capturados y dos policías lesionados dejan marchas en Medellín

"Llegamos con kit de alimentos, salud y atención psicosocial. En este momento, tanto la Gobernación de Chocó como la Alcaldía de Nuquí hicieron presencia en la zona. También entró una comisión humanitaria de la cooperación internacional para reforzar estos apoyos", señaló la funcionaria. 

El viernes 24 de enero se realizará un Comité de Justicia Transicional, que es la máxima instancia para el diseño de planes de atención a víctimas, con la participación de funcionario de entidades departamentales y nacionales. El propósito articular las acciones de atención y las estrategias para garantizar el retorno de los desplazados. 

En esa zona, el ELN y el Clan del Golfo se disputan el control del territorio, su dinámica ilegal ocurre con mayor fuerza en el Norte de ese departamento.

Con su lucha ilegal, buscan mejorar su presencia en corredores estratégicos, con el propósito de fortalecer el transporte de cocaína, armas y hombres en municipios limítrofes entre Antioquia y Chocó.  

Lea además: Denuncian retención ilegal de indígena en Bojayá, Chocó

Investigación

Por su parte, la Federación de Asociaciones de Cabildos Indígenas de Chocó (Fedeorewa) denunció la retención ilegal de un joven indígena en Bojayá. 

Según la denuncia, hombres armados, al parecer pertenecientes a las Autodefensas Gaitanistas de Colombia, llegaron hasta un lugar cercano a su comunidad, ubicada en el corregimiento Boca de Opogadó y se llevaron al joven de 22 años, identificado como Cleider Bailarín Cabrera. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.