Cargando contenido

Cárcel El Cunduy de Florencia.



 

El Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec) reveló que el país inició el 2018 con una sobrepoblación carcelaria del 45,69%.

En las cárceles país actualmente registran 115.405 reclusos, pese a que el cupo máximo en los penales es de 79.211, lo que evidencia que hay 36.194 personas más de las que debería haber en estos centros de detención.

Las zonas en las que hay un mayor hacinamiento son el norte, el noroeste y el occidente del país, en donde las cifras llegan hasta el 75% de hacinamiento.

Sin embargo, el reporte del Inpec muestra una disminución importante frente a las mismas cifras del año anterior, ya que para 2016 la cifra de hacinamiento se situó en el 52.29%.

De acuerdo con el Instituto carcelario, el año pasado había una sobrepoblación de 41. 008 reclusos, de los cuales más del 95% son hombres.

Pese a esta información, algunos reclusos de los penales en Bogotá, manifestaron que las condiciones de hacinamiento son muy complejas y hasta inhumanas, sobre todo en materia de salud.

Jorge Gómez, uno de los voceros de la Asociación de Reclusos de Colombia, precisó que: "Es terrible el trato que recibimos, es inhumano. En celdas y en las planchas que están habilitadas para cuatro personas, terminan durmiendo hasta 10 o 12".

Añadió además que "no se puede ir al baño porque los corredores permanecen llenos y la gente tiene que hacer sus necesidades en los pasillos".

El Inpec destacó la reducción en la salida de varios grupos de personas que se acogen a la justicia transicional y que han venido saliendo de las cárceles del país, además de la entrega de nuevos cupos en otros penales.