Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Petro aduce renuncias de sus funcionarios a aspiraciones políticas en campaña electoral de 2015

Tras las renuncias de Hugo Zárrate, secretario de Gobierno y de Blanca Inés Duran, directora de la Defensoría del Espacio Público, el alcalde Gustavo Petro aseguró que se deben a las aspiraciones políticas de los funcionarios, de cara a los comicios por Alcaldía y Concejo en 2015.

A través de Twitter indicó que "algunos funcionarios se lanzan a la campaña electoral del 2015 y otros asumen nuevas funciones".

Según informaciones de la Alcaldía, Gloria Flórez, exparlamentaria andina, será posesionada como nueva secretaria de Gobierno en las próximas horas.

Susana Muhamad descartó su salida de la Secretaría de Ambiente e informó que su intención es permanecer en su cargo ejecutando el plan de desarrollo hasta el final del periodo del alcalde Petro.

En el Concejo de Bogotá criticaron los nuevos cambios en el gabinete.

Carlos Vicente de Roux, concejal de la Alianza Verde aseguró que "se ha hablado que se retiraría la Secretaria del Hábitat por razones personales, también de la directora de la UAESP. Hay muchos rumores sobre inminentes desvinculaciones de funcionarios de primer o segundo nivel del Distrito. Esto profundiza una tendencia a la inestabilidad del equipo de gobierno que es inquietante, preocupante. El alcalde no ha logrado consolidar un equipo y mantenerlo".

El concejal Roberto Hinestroza, de Cambio Radical, aseguró que los funcionarios salientes "probablemente tienen aspiraciones políticas, pero otro tema es que las metas en la Alcaldía de Petro no se cumplen y eso lleva a renuncias. La inestabilidad ha caracterizado el gabinete, ha tenido 4 secretarios de gobierno en propiedad y por lo menos 2 de encargados".

Respecto a los retos del nuevo Secretario de Gobierno, el concejal Juan Carlos Flórez, de la Alianza Social Independiente, aseguró que "el nuevo secretario tiene una tarea muy grande y preocupante: Crecimiento de diversas formas de inseguridad, violencia y un deterioro de la convivencia ciudadana en Bogotá".