La Procuraduría anunció la apertura de una indagación preliminar a tres exmagistrados auxiliares de la Corte Suprema de Justicia por su presunta participación en el escándalo de corrupción conocido como el cartel de la toga.

Se trata de los exmagistrados auxiliares Camilo Ruiz, quien se desempeñaba como auxiliar del magistrado Gustavo Malo; Luz Mabel Parra, quien fue auxiliar del magistrado Leonidas Bustos y renunció hace unos días a su cargo como fiscal delegada ante la Corte; y Raúl Acero, el magistrado auxiliar, quien sostuvo que prestó su nombre para que Bustos comprara el BMW, al parecer, con los dineros de la corrupción.

La decisión del organismo judicial la adoptó de oficio la Procuraduría Delegada para la Vigilancia Judicial y la Policía Judicial, que ordenó la práctica de diferentes pruebas para establecer si hay o no responsabilidad disciplinaria por parte de los exfuncionarios en el conocido cartel de la toga.

El objetivo es establecer si aprovecharon su puesto como auxiliares para filtrar información privilegiada de los procesos penales que llevaban los despachos de Bustos y Ricaurte en la Corte Suprema.