Cargando contenido

El Jefe de Estado reiteró que la Policía seguirá incautando dosis mínima en espacios públicos.

El presidente Iván Duque Márquez le pidió al ELN cesar los secuestros.
AFP

El presidente de la República, Iván Duque, pidió no criminalizar a las personas que tienen adicción a las drogas y afirmó que el Gobierno Nacional seguirá reforzando las políticas de atención para esa población.

El Jefe de Estado, en la declaración que realizó en la Escuela de Policía General Santander, en la ceremonia de ascensos, indicó que las autoridades continuarán con las acciones de incautación de dosis mínima en espacios públicos como parques.

Vea también Por ley, consumo de droga quedaría prohibido en parques y alrededores de colegios

Las palabras de Duque se dieron en referencia al fallo de la Corte Constitucional que tumbó la prohibición del consumo de bebidas alcohólicas y dosis mínima en espacios públicos. Duque reiteró que existen otros artículos, consagrados en el Código de Policía, que permiten que aún tenga vigencia el decreto que expidió sobre la confiscación de dosis mínima.

“Hoy más que nunca debemos entender que enfrentar la drogadicción, el consumo, el menudeo y el microtráfico es una tarea de todos, que nosotros necesitamos avanzar en que se puedan hacer esas incautaciones y esos decomisos, pero al mismo tiempo entendamos que no se debe criminalizar esa figura, pero sí apelar a la sanción administrativa como se ha venido haciendo”, sostuvo Duque.

Y agregó: “cuando veamos al jibaro se debe sancionar ejemplarmente por parte de las autoridades pertinentes, que cuando veamos algún joven que esté en la drogadicción, procuremos tener las herramientas para tratar de ayudarlo y que salga de esa tragedia”.

Le puede interesar Proponen ‘papeleta’ para rechazar fallo sobre consumo de drogas y licor

Está semana la Primera Dama de la Nación, María Juliana Ruiz, alertó con preocupación que en Colombia los menores de 12 años se están iniciando en el mundo de la drogadicción. Según Ruiz, este es un problema que afecta al entorno familiar y el cual, según ella, debe ser tratado con profundidad por el Gobierno Nacional.

“Encontramos una brecha, entre los seis y 14 años, en la que empezamos a indagar cuál era la oferta y además qué era lo que estábamos recibiendo en los niños; nos encontramos con unas estadísticas y unas cifras bastante desmotivadoras, como que entre los seis y 14 años habían unas cifras ascendentes en términos de suicidio de nuestros niños”, recalcó Ruiz.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido